martes, 8 de junio de 2010

Silberia I- Junio 2010

No voy a ser yo la que te diga,
a esta altura,
la edad del cielo.

2 comentarios:

ybris dijo...

Quizás ya lo supiéramos.
Pero nunca es ocioso que nos lo recuerden con bellos versos como estos.

Besos.

Jorge Ampuero dijo...

Cierto. Es necesario tener que descubrirlo por uno mismo.

Saludos...